Se requieren madres y padres conscientes, reconectados con sus cuerpos y su sexualidad, responsables de sus propios sentimientos y de su propio camino vital

Se requieren madres y padres conscientes, reconectados con sus cuerpos y su sexualidad, responsables de sus propios sentimientos y de su propio camino vital

No se trata de vivir la maternidad y paternidad con miedo y culpa al comprender la trascendencia de estas informaciones, sino de ser madres y padres que se permiten ser ellos mismos tal como son y seguir creciendo en autoconocimiento. El bebé, desde el principio, necesita la verdad y la coherencia de sus padres en el pensar-sentir-hacer para autoconstruise y para confiar en la certeza de su intuición y precisión de su radar interno. ¡Qué mejor espejo para el bebé que ver cómo sus padres se permiten sentir y afrontar situaciones difíciles, comunicarle la verdad, aprender de sus propios errores y de las circunstancias y ser así todavía más auténticos y amorosos!. Nunca es demasiado tarde para ser este modelo para nuestros hijos. En nuestras manos está el prevenir el shock y trauma temprano

Facebooktwittergoogle_plus

Deja tu testimonio

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *